Compara, decide y acierta en tus finanzas

Técnicas y recursos expertos para que puedas tomar las mejores decisiones financieras

PIB de un país: ¿qué es y para qué sirve?

pib

PIB son las siglas de Producto Interior Bruto, un indicador económico que tiene una serie de utilidades.

¿Qué es exactamente PIB de un país y para qué sirve? Te lo explicamos al detalle en este artículo.

New Call-to-action

Normalmente observamos en las noticias el PIB y vemos un porcentaje. Seguidamente, escuchamos, “la economía va bien” o “hay una desaceleración económica” (y frases por el estilo).

Esto nos da una idea de que gracias al PIB podemos medir la marcha de la economía del país: es un indicador.

Vamos a ver con mayor detalle qué es el PIB, para qué sirve y cómo se interpreta.

¿Qué es el Producto Interior Bruto (PIB)?

El PIB es una cifra, una cantidad de dinero. Esto significa que se expresa en términos monetarios y no en otras unidades, pero lo más normal es ver un porcentaje. ¿Qué significa este porcentaje?

Vamos por partes: en primer lugar, el Producto Interior Bruto hace mención a todos los bienes y servicios que se producen en un país o una zona económica independiente (como la eurozona).

El PIB es todo lo que se ha producido en un país durante un período de tiempo, expresado en dinero

En otras palabras, es el valor, expresado en dinero, de todo lo que las empresas han producido y las personas han trabajado durante un período de tiempo (normalmente suele ser un trimestre o un año). Todos los sectores de la economía de un país son tenidos en cuenta para su cálculo.

Ojo, se tiene en cuenta la producción, no las ventas. Por lo tanto, las mercancías producidas y no vendidas también entran a formar parte del PIB. No ocurre lo mismo con las ventas de segunda mano.

En síntesis, su propio nombre nos indica su significado:

  • Producto: la suma de todos los productos y servicios que se producen durante un período de tiempo, medidos en términos monetarios (según su precio).
  • Interior: los que se fabrican en el interior de un país. Los productos fabricados por una empresa española en Brasil no se tienen en cuenta. Al igual que entrarían a formar parte del cálculo del PIB las motocicletas fabricadas en España por una empresa de Japón.
  • Bruto: se dice que es bruto porque se calcula sin tener en consideración ciertos aspectos, como la amortización o depreciación del inmovilizado. Si al resultado bruto le restásemos estas partidas obtendríamos el Producto Interior Neto (PIN).

Tipos de PIB

El PIB simplemente es el resultado de multiplicar la cantidad de bienes y servicios por su precio. Pero, aquí tenemos un problema: los precios cambian de un año para otro (según la inflación).

calcular producto interior bruto

Por ello existen dos tipos de PIB:

  • PIB nominal: se tienen en cuenta los precios del año en el cual se realiza el cálculo.
  • PIB real: en este caso se incluye en la ecuación el efecto de los cambios en los precios (inflación). Se toma como referencia un año base y sobre sus precios se van multiplicando las cantidades correspondientes.

¿Cómo se calcula el PIB?

El PIB es un agregado, es decir, la suma de varios componentes:

  • Consumo: el consumo es la partida que mayor peso tiene en el PIB de una economía desarrollada. Se trata del gasto que hacen las personas y las familias para satisfacer sus necesidades (comida, ocio, electrodomésticos, etc.). Cuanto mayor sea, las empresas tendrán más salida para sus productos (mayor demanda).
  • Inversión: cuando hablamos de inversión nos referimos al gasto llevado a cabo por las empresas y que resulta necesario para seguir produciendo bienes y servicios (maquinaria, stocks, equipos informáticos, personal, etc.). Cuando las empresas invierten más, pueden producir y vender más.
  • Gasto Público: el Estado y las Administraciones Públicas también consumen e invierten. Es más, pueden aumentar o reducir su intervención para regular la actividad económica (según la política presupuestaria y fiscal). Por este motivo se diferencia del consumo y la inversión privados. Si la economía entra en peligro, el sector público puede estimular el PIB para mantenerla a flote.
  • Exportaciones: las exportaciones son los bienes (o servicios) producidos en el país, pero cuyo consumo se produce en otro. En todo caso, la oferta forma parte del país y se tiene en cuenta para el cálculo del PIB.
  • Importaciones: del mismo modo, las importaciones suponen una oferta exterior, pero una demanda interna. En este caso, son bienes que se han consumido, pero no se han producido en el interior del país. Por ello, esta partida se resta para el cálculo del PIB.

PIB = Consumo + Inversión + Gasto Público + (Exportaciones – Importaciones)

¿Y por qué el PIB se expresa en forma de porcentaje?

El PIB se publica trimestralmente. En España, el órgano encargado de su cálculo y publicación es el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Poco importa la cifra absoluta que nos arroje el cálculo del PIB: lo verdaderamente interesante de este indicador es si esta cifra ha crecido o ha bajado con respecto al trimestre anterior; o el año anterior.

Este es el motivo por el cual el PIB suele representarse en forma de porcentaje: es la diferencia existente con la cifra anterior, una comparación. El crecimiento o decrecimiento puede ser intertrimestral o interanual.

Lo importante del PIB es observar su evolución, si crece o decrece y a qué ritmo con respecto al período anterior

¿Para qué sirve el PIB?

El Producto Interior Bruto nos da una idea de lo que una economía es capaz de producir, así como si crece o decrece esta capacidad. Cuanto mayor sea el crecimiento, mayor es la actividad económica que tiene el país.

Un aumento en el PIB significa que se pueden esperar mayores ventas, mayores beneficios, mayor inversión y más trabajo. En última instancia, sirve para determinar si las personas pueden tener mayores o menores rentas.

Por ejemplo, una empresa, afincada en España, y cuyo crecimiento de facturación no haya sido superior al PIB, podrá detectar que tiene algún tipo de problema con las ventas o el marketing, puesto que la demanda está ahí; la economía ha crecido.

Las políticas del Estado en cuanto a impuestos y gasto público también parten de la evolución del PIB y las previsiones macroeconómicas que se establezcan.

La economía funciona por ciclos y el PIB sirve para establecer si estamos en una fase expansiva o recesiva, según haya crecimiento positivo o negativo; estancamiento o aceleración.

New Call-to-action

Sobre el autor

Credexia

Portal especializado en analizar y comparar productos financieros para ayudarte a tomar la mejor decisión.

Comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.