Compara, decide y acierta en tus finanzas

Técnicas y recursos expertos para que puedas tomar las mejores decisiones financieras

Pros y contras de pagar el coche al contado

pagar el coche al contado

A la hora de elegir coche tienes ante ti un sinfín de elecciones: ¿azul o rojo? ¿3 o 5 puertas? ¿Automático o manual? ¿Diesel o gasolina? Pero, ¿y el método de pago? Normalmente no te planteas pagar el coche al contado, porque es posible que no dispongas del importe. Por ello, quienes quieren comprar un coche se informan directamente del plan de financiación que ofrece el concesionario. ¿Quieres saber si compensa? ¿Cuáles son los pros y contras de pagar el coche al contado? En este post te lo contamos.

New Call-to-action

¿Pagar el coche al contado o financiado?

La diferencia radica en dos puntos clave:

  • Si dispones del dinero, pagar al contado es la forma más rentable de comprar un coche: no solo te costará menos a largo plazo sino que también te olvidarás mes a mes de estar pendiente de un pago más.
  • Cuando se pide un préstamo a la financiera del concesionario se deben pagar algunas comisiones e intereses que hacen que el precio final pueda ser desde 1.000€ más en adelante.

Pongamos un ejemplo práctico. Quieres comprar un vehículo de ocasión en un concesionario. El precio de la etiqueta marca 12.000€ financiado. Pero la letra pequeña dice 12.500€ si es al contado. ¿Cómo es esto posible? ¿Por qué pagar al contado es más caro? Pues porque el beneficio para la compañía que ofrece el préstamo es a largo plazo. Con los intereses y las comisiones después de 4 o 5 años de préstamo, el precio de 12.000€ que indica el concesionario acabará siendo de unos 13.000€ o 13.500€. A largo plazo, como ves, es más rentable la opción de pagar el coche al contado (12.500€ vs 13.000-13.500€).

Consejos para conseguir una financiación óptima para tu coche

No obstante, es probable que no dispongas de esa cantidad para pagar el coche al contado y te veas en la obligación de financiar la compra. No te preocupes: hay algunos consejos que puedes tener en cuenta para hacer una buena compra:

  • Márcate un presupuesto máximo para gastar en tu coche, teniendo en cuenta que el total final será mayor que el que pone en la etiqueta.
  • Pide presupuesto al concesionario con las dos opciones: pagar el coche al contado o financiando. Y hazlo en varios concesionarios: puedes utilizar los diferentes presupuestos como un arma de negociación. Los equipos comerciales siempre se mueven en unos márgenes, por lo que tienen potestad para subir y bajar el precio.
  • Pregunta el interés y las comisiones que te aplica la financiera del concesionario. 
  • Compara esas cifras con las que te cobraría tu entidad bancaria habitual.
  • En esta comparación no mires solo el precio final, analiza también las comisiones y penalizaciones que puedan haber, como comisión por amortización, por cancelación, perder descuentos en el precio final al amortizar, cláusulas de permanencia… 
  • Si puedes elegir, compra el coche al cierre de contabilidad del año. Es la época en la que más descuentos y más facilidad de negociación vas a tener, ya que al concesionario le interesa sacarse el exceso de stock. 

Esperamos que tras leer este artículo ahora sepas por qué es importante poder pagar el coche al contado y cómo comprar de forma inteligente conociendo las condiciones de la financiación del concesionario. Si quieres saber qué condiciones tiene tu entidad o si hay alguna que pueda mejorar la oferta que te han hecho en el concesionario, contacta con nosotros y te ayudaremos.

New Call-to-action

Sobre el autor

Credexia

Credexia surge como solución a la poca disponibilidad y complejidad de la información que había para tomar una decisión tan importante como la de contratar un producto financiero.

Comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.