Compara, decide y acierta en tus finanzas

Técnicas y recursos expertos para que puedas tomar las mejores decisiones financieras

¿Qué es la moratoria hipotecaria?

moratoria hipotecaria

Con la instauración del Estado de alarma, el confinamiento el gobierno de Italia y después el de España, se ha hablado en reiteradas ocasiones de la moratoria hipotecaria, despertando el interés de muchísimas personas por esta figura y su implicación directa en las finanzas familiares.

New Call-to-action

Por eso, en este artículo vamos a tratar de explicarte todo sobre la moratoria hipotecaria. No solo nos quedaremos en su definición, sino también hablaremos de cómo rellenar la solicitud de la moratoria hipotecaria y los requisitos que hay que cumplir.

Si crees que el estado de alarma puede afectar a los pagos de tu hipoteca, te conviene seguir leyendo.

Qué es una moratoria hipotecaria

El proceso de la moratoria hipotecaria consiste simplemente en ofrecer al cliente la posibilidad de aplazar el pago de su hipoteca durante un período de tiempo determinado.

Esto ocurre cuando el cliente no puede pagar las cuotas por una situación excepcional, como es el caso del confinamiento que está viviendo España por el coronavirus.

En el caso de que la moratoria hipotecaria sea aprobada por el Gobierno, como en este caso, la prórroga que se nos dará será de un mes.

¿Quién puede beneficiarse de la moratoria hipotecaria?

La medida de la moratoria hipotecaria no es de carácter universal, sino que se concede a aquellas personas que se encuentran en una situación de vulnerabilidad.

En este caso, hablamos de aquellas familias que debido al confinamiento han disminuido extremadamente sus ingresos.

Para ello, se tienen en cuenta una serie de parámetros económicos que miden quién puede beneficiarse de la moratoria hipotecaria y quien se queda fuera de esta medida.

Moratoria hipotecaria: requisitos

Algunos de los principales requisitos que se piden a la hora de solicitar una moratoria hipotecaria son:

  1. Que la persona hipotecada se haya quedado en paro o que su salario haya disminuido notablemente. En el caso de las personas que son propietarias de una empresa, se mira en qué medida han caído las ventas, para poder analizar cómo afecta esto a sus ingresos.
  2. Que la carga hipotecaria se haya multiplicado mínimo por 1,3 sobre los ingresos totales de la familia.
  3. En el caso de autónomos y empresarios, que las ventas hayan caído al menos un 40%
  4. Los ingresos totales por unidad familiar tienen que ser inferiores al mínimo que indica el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM). Se tienen en cuenta los ingresos del mes anterior a la solicitud de la moratoria.
  5. Que la hipoteca sea sobre nuestra vivienda habitual.
  6. Que la suma de las cuotas hipotecarias, más los suministros básicos y gastos de primera necesidad suponen el 35%, o más, de los ingresos netos de toda la unidad familiar.
New Call-to-action

Solicitud moratoria hipotecaria

Si crees que cumples todos los requisitos que hemos mencionado, necesitas saber cómo pedir la solicitud de la moratoria hipotecaria.

solicitar moratoria hipotecaria

Te lo explicamos paso a paso:

  1. Acude a tu banco, donde tienes contratada la hipoteca. Ellos te pedirán una serie de documentación para poder acreditar que cumples con los requisitos.
  2. Rellenar la solicitud de la moratoria hipotecaria y mandarla al banco adjuntando los documentos que nos han pedido previamente.
  3. Tu banco deberá corroborar que todo es correcto y aplicará la moratoria hipotecaria en unos 15 días máximo.
  4. El banco deberá avisar al Banco de España que existe una moratoria hipotecaria y el periodo de duración.

Documentos que necesitas para la solicitud de la moratoria hipotecaria

Como hemos mencionado antes, para poder solicitar una moratoria hipotecaria, es necesario que aportes algunos documentos que demuestren que tu situación económica se ha visto agravada.

Algunos de los documentos que tendrás que presentar son:

  1. Desempleo: en este caso necesitarás un documento donde se acredite que estás en paro y donde la entidad de desempleo indique si vas a cobrar una prestación y de cuánto.
  2. Autónomos: necesitarás aportar un certificado de la Agencia Tributaria en el que se indique que la actividad ha sido interrumpida.
  3. Número de personas que componen la unidad familiar: para ello se necesita el libro de familia de cada miembro y el documento de empadronamiento.
  4. Personas con discapacidad: certificado que acredite la discapacidad, incapacidad o dependencia.
  5. Titularidad de la vivienda: necesitamos demostrar que es nuestra la vivienda. Para eso, debemos aportar el registro de la propiedad y las escrituras de la compra de la vivienda y de la hipoteca.
  6. Declaración responsable en la que se asegure que cumplimos todos los requisitos.

Es importante tener claro que cumplimos correctamente todos los requisitos porque, en el caso que el banco detecte que queremos engañarle, corremos el riesgo de que nos denuncie.

Alternativas a la moratoria hipotecaria

No te preocupes por no cumplir todos los requisitos de la moratoria hipotecaria. Existen algunas alternativas que pueden serte útiles si crees que no vas a poder hacer frente al pago de tu hipoteca.

1.   Pactar con el banco

Podemos llegar a un acuerdo con nuestra entidad bancaria para que nos aplican una carencia hipotecaria, de manera que podremos dejar de pagar las cuotas o por lo menos lo intereses.

Existen dos tipos de carencia hipotecaria:

  1. Carencia parcial: en este caso dejaremos de pagar los intereses hipotecarios, pero seguiremos pagando las cuotas mensuales.
  2. Carencia total: aquí dejaremos de pagar por completo las cuotas de nuestra hipoteca durante el tiempo que el banco establezca.

Te puede interesar: sistema de amortización francés para hipotecas

Para poder pedir una carencia hipotecaria, solo tienes que consultar el contrato de tu hipoteca e ir a negociar con tu entidad bancaria.

Otra opción, es que negocies con tu banco un aplazamiento de la deuda. Puedes llegar a un acuerdo en el que te alarguen el plazo de reembolso del capital a cambio de una reducción de las cuotas mensuales.

2.   Acogernos al Código de las Buenas Prácticas.

Aquí las opciones son mayores. Podemos pedir las siguientes medidas.

  • Restructuración de la deuda
  • Quita de parte del capital pendiente
  • Ceder la vivienda al banco para saldar la deuda

Como ves existen varias opciones para poder hacer frente a tu hipoteca cuando las situaciones económicas empeoran extremadamente. Sobre todo en una caso como es el del Covid-19.

Sin embargo, no debemos olvidar que negociar con el banco y más para aplazar los pagos de la hipoteca siempre puede ser complicado. Por eso te recomendamos que antes de empezar ningún trámite, te informes adecuadamente y si es posible, contactes con expertos.

En Credexia podemos ayudarte. Nuestro equipo está respaldado por una gran experiencia en el mundo de la financiación y puede asesorarte sin ningún compromiso. Ponte en contacto con nosotros.

New Call-to-action

Sobre el autor

Credexia

Portal especializado en analizar y comparar productos financieros para ayudarte a tomar la mejor decisión.

Comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.