Compara, decide y acierta en tus finanzas

Técnicas y recursos expertos para que puedas tomar las mejores decisiones financieras

¿Qué es el Coste Efectivo Remanente CER?

coste efectivo remanente

Al pedir un préstamo a una entidad financiera, además de tener que devolver el dinero en un tiempo determinado, deben cubrirse ciertos intereses por la cantidad prestada. En este post te contamos qué es el coste efectivo remanente (CER), indicador relacionado con la  aceptación de un préstamo, como por ejemplo un préstamo hipotecario.

El coste efectivo remanente

El Coste Efectivo Remanente (CER) es el dato que representa el valor de un préstamo. Tiene  en cuenta el periodo de tiempo que transcurrirá hasta su fecha de término, además de los costes que aún no se han pagado, ya que el ejercicio aún está en marcha.

Para entender qué es el Coste Efectivo Remanente es importante tener clara la información financiera que se relaciona con este término, principalmente la TAE, ya que de él se deriva el coste real de un producto financiero, y además permite comparar.

Diferencias entre el CER, el TIN y la TAE

Ante un préstamo, es importante considerar el CER, pero también otros indicadores como el TIN y la TAE, pero, ¿cuáles son las diferencias entre estos indicadores? ¿En qué momento se deben tener en cuenta? Vamos a verlo.

Lo primero es definir cada término, para así encontrar el punto exacto en el que se diferencian. 

TAE

La TAE es la tasa anual equivalente y se refiere al porcentaje que considera el coste general que tendrá una hipoteca en el año. En este sentido, para calcular la TAE se debe tener en cuenta lo siguiente:

  • Precio al contado
  • Cuota mensual
  • Gastos que se involucran en el préstamo
  • Tiempo en el que termina el préstamo

TIN

Por otra parte, el tipo de interés nominal (TIN) es el tanto por ciento que cobra el banco por prestar una determinada cantidad de dinero, y se caracteriza por:

  • El pago puede ser en diversas modalidades: diario, mensual, trimestral, semestral o anual.
  • Contabilizar el pago o capital de inicio.

En este sentido, el CER y la TAE son muy parecidos, aunque su gran diferencia es que la TAE da a conocer el coste al año del préstamo, y en cambio el CER depende y cambia según el tiempo de vencimiento. Además, la TAE se puede conocer en la etapa de inicio del contrato, mientras que el CER aparece después.

Es fundamental tener claro que el Banco de España establece que las diversas entidades bancarias que ofrecen una hipoteca deben informar, de manera clara y precisa, sobre la TAE, en el contrato que el cliente firmará. De lo contrario, el cliente tiene derecho a exigir los costes específicos de la hipoteca.

Esperamos que esta información te sea de utilidad para despejar tus dudas respecto al Coste Efectivo Remanente, presente en algunos servicios financieros junto con el TIN y la TAE. Recuerda que el CER es un indicador que representa los intereses y el lapso de tiempo que restan para reintegrar el préstamo, además de permitir tomar decisiones financieras. Si deseas fortalecer la información, ¡contáctanos! Nos encantará despejarte tus dudas y asesorarte.

Sobre el autor

Credexia

Credexia surge como solución a la poca disponibilidad y complejidad de la información que había para tomar una decisión tan importante como la de contratar un producto financiero.

Comentarios

Responsable del fichero: CREDEXIA MARKETING S.L.U . Finalidad: almacenamiento de su mensaje para poderle prestar nuestro servicio de asesoramiento y recomendación de productos financieros. Legitimación: consentimiento. Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros. Derechos: acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. Puede consultar información adicional y detallada en nuestra política de privacidad

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.